Líquido de frenos

Líquido de frenos

En nuestra sección de líquido de frenos, encontrarás los mejores productos para tu vehículo a precios totalmente imbatibles. Compra tu líquido de frenos en nuestra tienda online y si tienes dudas consulta a nuestros expertos.

Tanto si eres un conductor experimentado como un novel, sabrás que uno de los puntos de control críticos en nuestro vehículo son los frenos. El sistema está compuesto principalmente por el pedal, un cilindro, el líquido de frenos y el pistón. La combinación de de todos estos elementos es la responsable de garantizar un correcto funcionamiento proporcionando mayor seguridad al conductor.

De hecho, el líquido de frenos es absolutamente fundamental, aunque la mayoría de los conductores desconocen qué es exactamente, qué mantenimiento necesita, cuándo hay que cambiarlo o qué tipos de líquidos de frenos existen en el mercado.

No te preocupes, en este post aclararemos todas estas dudas, para que puedas elegir exactamente el que necesitas.

¿Qué es el líquido de frenos?

Este compuesto, es un líquido que impulsa y ayuda a la frenada. Imagina que vas conduciendo y de repente por alguna circunstancia tienes que realizar un frenazo de emergencia.
Pues gracias a este fluido, esta frenada es efectiva, y es que se encarga de transmitir la fuerza que ejercemos en el pedal de freno hasta los cilindros de las ruedas. Permitiéndote reaccionar a tiempo sin llegar a la colisión con otro vehículo u objeto.

Por supuesto no solo está presente en casos de frenada extrema, sino cada vez que presionamos el pedal de freno. Por ello resulta fundamental llevar un control sobre los niveles y un correcto mantenimiento para evitar accidentes o colisiones.

Mantenimiento del líquido de frenos.

Lo primero que debemos tener en cuenta, es que el mantenimiento dependerá de la antigüedad del coche, el modelo y en especial, del uso que le demos al vehículo.

Lo normal es realizar esta revisión cada 2 o 3 años, aunque siempre es recomendable revisar los niveles eventualmente entre medias para detectar una posibles fugas o evaporación.

Otro factor a tener en cuenta, es que debemos conocer el punto de ebullición de este compuesto. Y ésto, si que debemos realizarlo con cierta frecuencia periódica. ¿Por qué?

La razón, es que cuando el líquido de frenos se ve sometido a altas temperaturas, aumentan las probabilidades de que comience el proceso de ebullición, reduciendo la efectividad de la frenada.
¿Qué tipos de líquidos de frenos existen?

La verdad es que es muy buena pregunta. Y es que dependiendo del modelo o fabricante, podremos usar uno u otro.
Antes de que veamos que modalidades existen, es importante que sepas que resulta fundamental elegir el correcto para tu vehículo ya que puede originar graves daños en tu coche. Algo similar ocurre cuando ponemos gasolina en un coche diésel. Si esto ocurre, es fundamental extraer toda la sustancia, limpiar en profundidad el sistema y rellenarlo nuevamente con el adecuado.

En España el 30% de los conductores, circulan con un líquido de frenos erróneo o en mal estado, aumentando así las probabilidades de accidentes o muertes en la carretera.

Tipos de líquido de frenos


Actualmente en el mercado nacional existen 4 tipos diferentes.

DOT 3: Es el más común, popular y el más económico. Se usa sobretodo en frenos convencionales o tradicionales. Su punto de ebullición seco se sitúa en torno a los 205 ºC y en húmedo hablamos de unos 140 ºC . Muestra una viscosidad de 1500cSt (unidades de viscosidad).
DOT 4: Este líquido tiene varias posibilidades de uso. Es válido para frenos convencionales y frenos ABS. Aunque es similar al anterior, ofrece más garantía y calidad. Podríamos decir que es una versión mejorada. Su punto de ebullición en seco son 230 ºC , en húmedo 155 ºC y contiene una viscosidad de 1800 cSt.
DOT 5: Este tipo de líquido es menos común y requiere mayor conocimiento por parte del propietario, aunque ante cualquier duda, lo más recomendable es consultar directamente al fabricante. Su punto de ebullición se sitúa en torno a los 260 ºC . El uso que podemos darle es específico para vehículos con cuyo fluido de frenos tenga una base de componente sintético y no mineral. Repito, base sintética, puesto que no se puede mezclar bajo ningún concepto con los DOT3 o DOT4.
DOT 5.1: Su principal característica y diferencia del resto, es que absorbe más humedad, su capacidad es mayor vaya. Resultaría fácil pensar que puede ser la nueva versión o la versión mejorada del DOT5. Sin embargo son diferentes, éste tiene una base de componentes minerales a a diferencia de su predecesor. Su punto de ebullición seco es 270 ºC , húmedo de 180 ºC y una viscosidad de 900 cSt.

¿Qué es el punto de ebullición seco y húmedo?


El punto de ebullición seco es el líquido de frenos nuevo, mientras que el punto de ebullición en húmedo, se refiere al líquido ya usado.

Si este fluido ya lo hemos usado y ha absorbido mucha agua, la temperatura será inferior, y el punto de ebullición disminuirá. Gracias al punto húmedo, sabremos cuando es necesario cambiarlo y sustituirlo por uno nuevo.

El punto húmedo se origina por la presencia de mezclas y agua libre en el sistema. La mayor concentración de agua se origina en zonas que soporten altas temperaturas, y es que cuando estas bajan, se produce la condensación, incrementando la cantidad y presencia de agua. Digamos que se diluye un poco.

Las zonas más propensas a sufrir esta condensación son en las líneas o las pinzas, además de quedar atrapada una pequeña parte en los cilindros maestros o las caras internas de las pinzas.
Para que te hagas una idea más precisa, un líquido dentro de la categoría DOT3, puede contener en torno a un 2% de agua aproximadamente, eso si, dependiendo del estado de las conducciones y las gomas.

Simplemente la presencia de este 2% de agua, puede bajar el punto de ebullición hasta 90 ºC. Si tenemos en cuenta, que normalmente el fluido funciona a unos 150 ºC -200 ºC en las pinzas nos damos cuenta de la importancia que tiene la revisión y el mantenimiento.

Para terminar, es importante recalcar la importancia de elegir un buen proveedor profesional y especializado que nos asesore y nos proporcione un producto adecuado y de calidad. No sólo para aumentar la vida de tu vehículo, sino lo más importante, velar por tu seguridad y la de los tuyos.

Establecer dirección descendente

7 artículo(s)

  • MOTUL DOT 4 Brake Fluid 500ML

    MOTUL DOT 4 Brake Fluid 500ML

    Precio Habitual: 6,98 €

    Special Price 5,32 €

  • TRW Brake Fluid DOT4 500ML

    TRW Brake Fluid DOT4 500ML

    Precio Habitual: 11,47 €

    Special Price 6,05 €

  • IPONE X-Trem Brake Fluid 500ML

    IPONE X-Trem Brake Fluid 500ML

    Precio Habitual: 30,13 €

    Special Price 9,68 €

  • Líquido de frenos REPSOL DOT4 500ml

    Líquido de frenos REPSOL DOT4 500ml

    Precio Habitual: 14,54 €

    Special Price 10,70 €

  • MOTUL Racing Brake 600 0,5L

    MOTUL RBF 600 500ML

    Precio Habitual: 19,90 €

    Special Price 13,23 €

  • MOTUL Racing Brake 660 0,5L

    MOTUL RBF 660 500ML

    Precio Habitual: 24,15 €

    Special Price 14,13 €

  • Líquido de frenos Castrol Brake Fluid DOT 4 1L

    Líquido de frenos Castrol Brake Fluid DOT 4 1L

    Precio Habitual: 21,15 €

    Special Price 16,11 €

Establecer dirección descendente

7 artículo(s)